¿Las herramientas de la prehistória eran todas de piedra?

Desde nuestros primeros días como especie, los humanos han utilizado herramientas para sobrevivir. Si bien nuestros primeros antepasados utilizaban piedras y huesos como materiales principales para fabricar herramientas, el metal acabó sustituyendo a estos materiales en la Edad de Bronce. Las herramientas prehistóricas incluyen muchos tipos diferentes de armas, equipos de caza, artículos domésticos y otros utensilios que eran esenciales para la supervivencia durante la prehistoria.

Por lo que sabemos actualmente, las primeras herramientas utilizadas por los homínidos estaban hechas de roca, hueso o madera.

Las herramientas más antiguas que se conocen proceden de la garganta de Olduvai, en Tanzania. Las herramientas más antiguas eran de sílex y se utilizaban para descuartizar animales y fabricar lascas de piedra. Las utilizaba el homo habilis, que vivió hace 1,8 millones de años.

Las herramientas posteriores eran de hueso o de cuerno.

Además de la piedra, el hueso y el cuerno eran dos de los materiales más utilizados para fabricar herramientas en la prehistoria. El hueso era el material utilizado para muchas herramientas durante la Edad de Piedra (por ejemplo, las hachas de mano). Los cuernos se utilizaban como mangos para herramientas de otros materiales, por ejemplo, cuchillos de sílex o puntas de lanza.

En la Edad de Bronce (que siguió a la de Piedra), los cuernos se hicieron más populares porque podían fundirse fácilmente en cuencas vertiendo metal fundido en moldes tallados de arcilla o cera. El bronce era más duro que la piedra y, por tanto, más adecuado para fabricar objetos de mayor tamaño, como hachas y martillos, que habrían sido demasiado pesados si se hubieran hecho de madera.

Las primeras herramientas de metal aparecieron en la Edad de Bronce

Las primeras herramientas de metal aparecieron en la Edad de Bronce. La Edad del Bronce fue un periodo de tiempo en el que los humanos utilizaron herramientas de bronce, desde aproximadamente el 3200 a.C. hasta el 1200 a.C. El bronce es una aleación de cobre y estaño.

Las herramientas de bronce se utilizaron por primera vez en Oriente Medio, donde se aprendió a fabricarlas hace unos 5.500 años.

Los arqueólogos encuentran estas herramientas de diversas maneras, incluyendo la prospección regular del terreno en busca de artefactos.

Los arqueólogos utilizan diversos métodos para encontrar herramientas de piedra. Por lo general, los arqueólogos buscan herramientas en las capas del suelo y en las cuevas. En algunos casos, también utilizan detectores de metales para buscar artefactos que han sido enterrados bajo tierra.

Los arqueólogos realizan estudios antes de comenzar las excavaciones para saber cuáles son los mejores lugares para buscar artefactos o fósiles. Si estás interesado en convertirte en arqueólogo, estudiar geología y geografía puede ayudarte a aprender sobre los diferentes entornos para que puedas utilizar estos conocimientos cuando busques especímenes de interés.

Algunas de estas piezas se han identificado mediante la experimentación y la observación cuidadosa de los patrones de desgaste y otros detalles.

Algunas de estas piezas se han identificado mediante la experimentación y la observación cuidadosa de los patrones de desgaste y otros detalles. Para hacer esta determinación, primero hay que conocer la forma y el tamaño de cada fragmento de herramienta. Para ello, debes tomar notas detalladas sobre cada pieza antes de comenzar tu experimento. Una vez identificados todos los fragmentos que componen una herramienta en particular, se puede empezar a probar los patrones de desgaste colocándolos en diversos materiales y observando cómo encajan unos con otros.

Hay muchos tipos diferentes de herramientas prehistóricas que se han encontrado hasta la fecha.

Ahora que sabe más sobre las herramientas prehistóricas, puede responder a la pregunta «¿Qué son las herramientas prehistóricas?» con confianza.

Hay muchos tipos diferentes de herramientas prehistóricas que se han encontrado hasta la fecha. Algunas eran de piedra, otras de hueso o cuerno, y otras de metal. Las herramientas se han encontrado buscando en el suelo o mediante la experimentación y la observación de los patrones de desgaste y otros detalles.

Conclusión

Como podemos ver, los tipos de herramientas que utilizaban nuestros antepasados eran muy diferentes de los que utilizamos hoy en día. Algunas de ellas se siguen utilizando hoy en día, pero la mayoría han sido sustituidas por materiales y técnicas mejores.

Deja un comentario