Lápiz

Se trata de un pequeño objeto tubular, con un soporte de madera cuyo núcleo está hecho de grafito o, más comúnmente, de compuestos reales que determinan sus características. El lápiz, una herramienta aparentemente trivial, pero que en realidad representa una concentración de pequeña ingeniería en la que probablemente nunca hemos reparado.

 

¿Cómo funciona un lápiz?

 

Todos los lápices, especialmente los utilizados por los artistas, se clasifican según el sistema europeo en el que las letras y los números identifican su dureza y, por tanto, el trazo que dejarán en el papel (escala británica en letras, escala estadounidense en números). Concretamente (y en orden de más duro a más blando): H, F, HB, B.

 

Los lápices más duros se identifican con la letra H (dureza), los lápices finos con la letra F (finura) y los lápices más blandos con la letra B (negrura). Los lápices HB son ligeramente más duros que los F, pero tienden a ser ligeramente más blandos.

 

Con el paso del tiempo, fue necesario ampliar esta escala para abarcar más grados, tanto en el sentido de la dureza como en el de la plenitud del trazo. Inicialmente estos grados «añadidos» Koh-I-Nor los representaba añadiendo letras (HH, HHH, BB, BBB). Cuando quedó claro que no se podían utilizar repeticiones interminables de letras, se utilizaron los números del 1 (plomo más blando) al 9 (plomo más duro), lo que dio lugar a la escala que conocemos hoy (2H para HH, 3B para BBB, y así sucesivamente).

 

¿Para qué sirve la madera del lápiz?

 

Para el cuerpo exterior del lápiz, se necesita una madera lo suficientemente blanda como para ser afilada pero lo suficientemente fuerte como para no doblarse. Esta fábrica de lápices alemana utiliza madera de cedro de California, de 5 mm de grosor, ya cortada en tablas de 18 cm x 7 cm.

 

¿Cómo se califican los lápices?

 

Para ello, existe una escala de tres letras: H, F y B. La H representa un lápiz muy duro, la F un lápiz de dureza media con punta fina y la B identifica el color negro. Para los grados de dureza B y H, también se hace referencia a una escala numérica que va de 1 (blando) a 9 (duro).

 

¿Cuál es el mejor lápiz para escribir?

 

Los lápices de 0,5 mm ofrecen una mayor precisión, por lo que se puede escribir en espacios pequeños y seguir obteniendo una escritura legible. Si quieres algo intermedio, consigue un lápiz de 0,7 mm, que tiene una mina media.

 

¿Qué importancia tiene el lápiz adecuado?

 

Los lápices H son muy resistentes a las manchas, no emborronan el papel y permiten un trazo más preciso, lo que resulta muy útil para la redacción y los dibujos técnicos. Se utilizan a menudo en el dibujo artístico, ya que tienen un trazo ligero que puede ser fácilmente cubierto por líneas posteriores, borrado o dejado a la vista. Por otro lado, no es posible aplicar mucha presión sobre la hoja de papel, ya que se corre el riesgo de rayarla. Los escritores zurdos pueden beneficiarse considerablemente de la resistencia a las manchas.

 

El HB, como ya se ha dicho, es el grado medio, minimiza los borrones y es muy útil para escribir porque es lo suficientemente oscuro para que se pueda leer sin problemas.

Los lápices B son ideales para dibujar, son muy suaves, pueden manchar pero se borran fácilmente. Un buen artista puede explotar el efecto del pincel, especialmente en los grados superiores.

 

 

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario