Juegos digitales y niños: una perspectiva diferente

El «problema de Wikipedia», que significa que los niños recurren a Internet para obtener respuestas preparadas, es el fenómeno de la nueva era que desconcierta a los maestros y mentores en todo el mundo. Hay casi la misma cantidad de docentes que consideran que la tecnología es tanto una solución como un problema. Si bien una creencia común es que la tecnología está obstaculizando la capacidad de los estudiantes para pensar y analizar, también existe una fuerte opinión a favor de la capacidad de los videojuegos y los dispositivos digitales para involucrar a los estudiantes y mejorar el aprendizaje mediante el uso de más de un estimulador sensorial. A pesar de la creciente preocupación por el deterioro de la capacidad de atención de los estudiantes, las instituciones los están incorporando en el proceso de aprendizaje en el aula.

Los niños son criaturas intrínsecamente curiosas. Tienen curiosidad por descubrir cosas nuevas y aprender a través del descubrimiento y la experimentación incluso antes de someterse a métodos de educación formal como la lectura o la escritura. La ciencia es una disciplina de experimentos y descubrimientos. Los Estándares Nacionales de Educación Científica enfatizan que «la educación científica debe brindar a los estudiantes tres tipos de habilidades y entendimientos científicos. Los estudiantes deben aprender los principios y conceptos de la ciencia, adquirir el razonamiento y las habilidades procedimentales de los científicos y comprender la naturaleza de la ciencia como un forma particular de esfuerzo humano. Por lo tanto, los estudiantes deben ser capaces de idear y llevar a cabo investigaciones que prueben sus ideas, y deben comprender por qué tales investigaciones son excepcionalmente poderosas. Los estudios muestran que es mucho más probable que los estudiantes comprendan y retengan los conceptos que así han aprendido”. Por lo tanto, se vuelve imperativo involucrar a los niños en la educación científica en una etapa temprana.

Los juegos digitales son más capaces de captar los intereses y la atención de los estudiantes que otros medios convencionales de impartir educación en el aula. Sin embargo, algunos educadores también los consideran culpables de la disminución exponencial de la capacidad de atención en los niños. Las siguientes secciones de este artículo analizan la participación de los niños en los juegos en la era tecnológica, los tipos de juegos disponibles en el mercado y el impacto de los juegos digitales como ayudas para el aprendizaje en las aulas.

Los juegos y los niños de la nueva era

La tecnología digital ha ampliado los horizontes de los videojuegos en el mundo moderno. Los niños están sujetos a un entorno tecnológico mucho más complejo y desafiante que sus contrapartes hace más de medio siglo. La participación de los niños en los juegos digitales es el resultado de muchos cambios significativos en el estilo de vida y la cultura de la sociedad moderna. El fácil acceso a la tecnología, los ingresos prescindibles debido a las familias de doble ingreso y la falta de infraestructura para actividades al aire libre en muchas ciudades son algunos de los principales contribuyentes para que los juegos de pantalla sean una parte importante de la vida de los niños. Un estudio realizado por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (2010) encontró que solo el 20 por ciento de los bloques censales están dentro de media milla de un límite de bloque. Además, el efecto de la presión de grupo no puede socavarse en estos tiempos de redes sociales.

El mercado de los juegos digitales es uno de los segmentos de más rápido crecimiento de la industria mundial del entretenimiento. Estados Unidos está presenciando una penetración sin precedentes de los juegos digitales entre los jóvenes. En los EE. UU., el 97 % de los adolescentes juegan algún tipo de juego de manera regular. En India, el mercado de los juegos se ha multiplicado en los últimos años. Por lo tanto, es imperativo que los educadores estén contemplando continuamente el uso de los juegos digitales como herramienta de aprendizaje en las aulas. Las instituciones también están empleando formas innovadoras de aprovechar la ventaja digital para mejorar la experiencia de aprendizaje en las escuelas.

¿Qué son los juegos digitales?

No existe una definición concreta de juegos, ya que puede variar según las preferencias y la profesión de una persona. Los juegos se pueden definir como un «sistema en el que los jugadores se involucran en un conflicto artificial, definido por reglas, que dan como resultado un resultado cuantificable». La tecnología y la digitalización añaden nuevas dimensiones a los juegos donde simulaciones, interactividad, realidad aumentada, realidad alternativa, inteligencia colectiva y estimuladores sensoriales como efectos sonoros y visuales. Los juegos digitales también se caracterizan por su portabilidad y accesibilidad ilimitada.

Los juegos de rol, los juegos de simulación y los rompecabezas son algunos de los juegos digitales más populares. En los juegos de rol, el jugador representa el papel de un personaje en particular en un mundo virtual que se mueve de un nivel a otro según el resultado del nivel anterior. Los juegos de rol pueden ser para un solo jugador, como las mazmorras y dragones de los primeros días de los juegos, o juegos para varios jugadores, como Diablo III, Xenoblade, Final Fantasy XIII-2 o Mass Effect 3. MMORPG o Massive Multiple Online Role-Playing Games son un extensión de los juegos de rol donde una gran cantidad de jugadores interactúan en un mundo virtual en línea. Los juegos de simulación crean situaciones realistas en mundos virtuales. El resultado dependerá de la capacidad de respuesta y la toma de decisiones del jugador y será muy similar a lo que puede suceder en el mundo real en la misma situación. Ampliamente utilizados en entrenamiento y análisis, los juegos de simulación también son populares debido a sus resultados impredecibles y personalizados. Flight Simulator X, Live for Speed ​​(LFS) y Need for Speed ​​han sido juegos de simulación muy populares durante mucho tiempo. El género de rompecabezas de los juegos digitales implica la resolución de problemas y el análisis con diversos grados de dificultad según la naturaleza del juego. Los crucigramas y los juegos de búsqueda del tesoro son formas básicas de juegos de rompecabezas tanto en forma física como digital.

Todos los tipos de juegos digitales implican una participación social de los jugadores. Algunos necesitan esfuerzos colaborativos para jugar, mientras que otros pueden ser discutidos o analizados socialmente. A pesar de que algunos juegos son acusados ​​de efectos visuales absolutamente violentos, un juego bien diseñado puede acelerar el proceso de pensamiento motivando, involucrando, involucrando la creatividad y desarrollando un meta-juego, es decir, interacciones sociales inspiradas y mejoradas dentro o fuera del juego. La incorporación de juegos digitales en el marco de la educación básica puede conducir a una mayor competitividad y un crecimiento multidimensional en los niños.

Juegos digitales en la educación científica: ¿por qué y por qué no?

El siglo XXI requiere que los mentores y los estudiantes integren la tecnología en el plan de estudios. Aunque el objetivo final es beneficiar a los estudiantes en términos de aprendizaje y experiencia, la aplicación no supervisada, desorganizada o irrelevante puede conducir al fracaso total o tener efectos negativos. Algunos de los impactos negativos de los juegos digitales en general y en el contexto de la educación se enumeran a continuación:

  • Los juegos digitales se han enfrentado a una reprimenda constante por supuestamente aumentar la agresión entre los niños y desarrollar una racha violenta en una etapa temprana. En un estudio realizado por Anderson y Bushman (2001), los niños involucrados en videojuegos violentos tienen más probabilidades de tener pensamientos, sentimientos y comportamientos más agresivos y una disminución de la ayuda prosocial. El uso de armas y ser recompensado por ser violento es motivo de preocupación generalizada.

  • Los juegos digitales pueden ser adictivos para los niños y hacerlos físicamente inactivos. Los juegos digitales, además de las redes sociales, se consideran para la reducción de la actividad física que conduce a la obesidad en los niños y a los trastornos posturales y esqueléticos.

  • También se sabe que la adicción a los juegos hace que los niños se aíslen socialmente. El comportamiento impulsivo, la depresión y el aumento de los niveles de ansiedad se atribuyen en gran medida al juego excesivo en los niños. Algunos estudios también sugieren que los niños que juegan juegos no pueden concentrarse durante un período prolongado y tienen una capacidad de atención reducida.

  • Los niños son propensos a absorber comportamientos socialmente inaceptables a través de algunos juegos digitales, como usar blasfemias y maltratar al sexo débil. La falta de conocimiento adecuado sobre la selección del material disponible en línea es una preocupación creciente entre los padres.

  • Los juegos digitales son considerados un obstáculo para un mejor desempeño académico. A menudo se encuentra que los estudiantes se saltan la tarea para jugar juegos que conducen a un desempeño deteriorado en la escuela. Sin embargo, a pesar de su reputación como promotores de la violencia y el caos, se ha demostrado que los juegos digitales ayudan a los niños a aprender habilidades, contenido y habilidades vitales del «siglo XXI». De los juegos digitales, los niños pueden aprender: contenido (desde vocabulario rico hasta ciencia e historia), habilidades (desde alfabetización hasta matemáticas y resolución de problemas complejos), creación de artefactos (desde videos hasta código de software) y pensamiento sistémico (cómo afecta el cambio de un elemento). relaciones en su conjunto). A continuación se resumen sólidos argumentos a favor del uso de juegos digitales como ayudas para el aprendizaje en la educación secundaria:

  • Los juegos digitales implican una coordinación mano-ojo extrema y mejoran las habilidades motoras y sensoriales. La teoría de la estimulación sensorial propuesta por el académico Laird (1985) valida que el aprendizaje efectivo ocurre cuando se estimulan los sentidos. Si bien algunos estudios muestran que los juegos digitales reducen la capacidad de atención, existen fuertes evidencias de una mejor concentración en intervalos cortos de tiempo. Los juegos digitales implican estar atento a cada detalle, seguir las reglas y responder de manera proactiva a la situación dada. Los juegos digitales complejos ayudan a desarrollar habilidades para resolver problemas y tomar decisiones. Algunos juegos también implican un análisis lógico de la situación y reconocimiento de patrones y mejorar la memorización ayudando así en el proceso cognitivo. Jugar según las reglas enseña a los niños a aceptar y respetar un cierto nivel de disciplina.

  • Los juegos digitales multijugador desarrollan un sentido de actitud competitiva constructiva. Los juegos colaborativos también mejoran la actitud de trabajo en equipo. Desarrollan habilidades de gestión del tiempo en un equipo y entrenan a los jugadores para que cooperen en el objetivo mutuo deseado. Enseñan a los jugadores a aceptar la derrota y a esforzarse por obtener mejores resultados. Los juegos digitales brindan una vía para que los niños hiperactivos dirijan la energía en un juego basado en un sistema constructivo. También proporcionan una salida para liberar la agresión y la frustración, lo que ayuda a disipar el estrés. Algunos juegos también implican actividad física, como el boxeo de Nintendo Wii, que ayuda a los niños a participar mental y físicamente con los niños. Los juegos digitales complejos implican un alto nivel de multitarea, lo que mejora el proceso de aprendizaje natural del cerebro. La teoría del aprendizaje basado en el cerebro propone que la multitarea es una actividad inherente del cerebro y el aprendizaje se ve reforzado por los desafíos en varios niveles. Los juegos digitales desarrollan un análisis situacional eficiente y la elaboración de estrategias en los niños. Dado que los juegos tienen ciertos objetivos en cada nivel y un objetivo final del juego, enseña a los jugadores a idear estrategias a corto y largo plazo, como anotar puntos, retener energía y alcanzar el objetivo final del juego. Los juegos de simulación y los juegos digitales de rol ayudan a los jugadores a adquirir experiencia o aprender experimentando en réplicas de situaciones del mundo real. Las teorías del aprendizaje experiencial y el aprendizaje activo se basan en la premisa de que las personas aprenden más rápido cuando experimentan y participan realmente en la acción.

«Los juegos requieren el tipo de pensamiento que necesitamos en el siglo XXI porque utilizan el aprendizaje real como base para la evaluación. Ponen a prueba no solo el conocimiento y las habilidades actuales, sino también la preparación para el aprendizaje futuro. Miden las habilidades del siglo XXI como la colaboración, la innovación , producción y diseño mediante el seguimiento de muchos tipos diferentes de información sobre un estudiante, a lo largo del tiempo».

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario