Jean Dausset, inmunólogo francés

Jean Dausset, fallecido el 24 de noviembre de 2018 a los 101 años, fue un reconocido inmunólogo y genetista francés. Nació en Toulouse (Francia) el 19 de octubre de 1916.

DALL·E 2022 12 08 22.16.54 Jean Dausset inmunologo frances

Jean Dausset nació en Toulouse, Francia, el 19 de octubre de 1916.

Hijo de cuatro hermanos, era hijo de un abogado llamado Pierre Dausset y de su esposa Madeleine.

Se graduó como primero de su clase en un instituto local (lycée) antes de estudiar medicina en la Universidad de París. Durante la Segunda Guerra Mundial se unió al movimiento de resistencia francés contra la ocupación nazi y sirvió como oficial durante la liberación de Francia. Tras completar este servicio en 1945, regresó a la Facultad de Medicina, donde obtuvo el título de Doctor en Medicina en 1948.

De 1949 a 1951, Dausset realizó un trabajo posdoctoral con Max Cooper en la Universidad de Columbia, antes de regresar a Toulouse, donde empezó a enseñar inmunología en la Facultad de Medicina de su alma mater, al tiempo que trabajaba en temas relacionados con la investigación, como las alergias y la tolerancia al trasplante (condición en la que el sistema inmunitario de una persona tolera el tejido de otra). En 1958 fue nombrado catedrático de esta institución, donde permaneció hasta su jubilación en 1987; sin embargo, a lo largo de su carrera siguió publicando artículos científicos sobre temas que iban desde la genética y la biología molecular hasta los estudios sobre el cáncer, todo ello en un contexto académico a pesar de su interés personal fuera del mundo académico (por ejemplo: cuando le preguntaron por qué se interesó por la ciencia en concreto por la botánica respondió que «creo que siempre ha estado ahí».

Era uno de cuatro hermanos y su padre trabajaba como abogado.

Mientras crecía, su madre lo crió a él y a sus tres hermanos como madre soltera. El padre de Dausset también era abogado y trabajaba para el gobierno francés.

Dausset estudió Medicina en la Universidad de París, donde se especializó en 1965. Después trabajó en investigación inmunológica en el Hospital Necker hasta 1970, cuando aceptó un puesto como profesor adjunto en la Facultad de Medicina de Harvard (HMS).

Tras pasar un tiempo en el ejército, estudió medicina en la Facultad de Medicina de la Universidad de Montpellier.

Tras pasar un tiempo en el ejército, estudió medicina en la Facultad de Medicina de la Universidad de Montpellier. Allí conoció a Alfred Pérez, que trabajaba sobre la lepra en la India y enseñó a Dausset a tratar a los enfermos de esta enfermedad. En 1950 fue nombrado profesor adjunto de su alma mater, donde permaneció hasta 1970.

Allí conoció a Alfred Perez, que le animó a dedicarse a la investigación en lugar de a la práctica.

Alfred Perez era entonces estudiante de medicina. Animó a Dausset a dedicarse a la investigación en lugar de a la práctica.

Dausset siguió este consejo y se convirtió en investigador, sin ejercer nunca la medicina.

Durante su estancia en Barcelona conoció al profesor José Carreras, que le introdujo en las técnicas de determinación de grupos sanguíneos.

Durante su estancia en Barcelona conoció al profesor Josep Carreras, que le introdujo en las técnicas de determinación de grupos sanguíneos. En aquella época, Dausset era técnico en el laboratorio de Carreras, y aprendió de él las técnicas de determinación de grupos sanguíneos.

La estancia de tres años en España le ayudó a mejorar sus conocimientos de inmunología y a completar la formación básica de lo que sería su futura carrera como inmunólogo.

Una vez finalizada la Segunda Guerra Mundial, Dausset se trasladó a París y trabajó como técnico en el laboratorio Alexis Carrel de la Fundación Rockefeller.

Tras el final de la Segunda Guerra Mundial, Dausset se trasladó a París y trabajó como técnico en el laboratorio Alexis Carrel de la Fundación Rockefeller. Pasó dos años estudiando la inmunidad celular con Jean Perrin y Julien Torma.

La Fundación Rockefeller era una fundación que financiaba la investigación médica . Fue fundada por John D. Rockefeller en 1913 y cerró en 1968.

Esto le permitió acceder a todo el equipo que necesitaba para iniciar sus propios proyectos de investigación y empezó a trabajar en la comparación cruzada de glóbulos rojos entre donantes y receptores para transfusiones.

Verás, una transfusión de sangre no es simplemente poner un poco de sangre a alguien. Para que sea segura, hay que asegurarse de que el donante y el receptor no estén demasiado emparentados. De lo contrario, sus sistemas inmunitarios atacarán la nueva donación de sangre, lo que puede ser perjudicial o incluso mortal. Por eso los padres nunca deben donar la sangre de sus propios hijos si eso significa que algún día necesitarán una transfusión.

Dausset trabajaba en la compatibilidad cruzada de glóbulos rojos entre donantes y receptores para transfusiones cuando descubrió que ciertas proteínas de los glóbulos rojos eran las responsables de determinar la compatibilidad entre las personas y ayudarlas a combatir las infecciones de donantes incompatibles. Estas proteínas se denominan antígenos HLA (antígeno leucocitario humano).

En 1954, Dausset pudo demostrar que existían anticuerpos en el plasma humano y que eran específicos para cada persona.

Los anticuerpos son proteínas producidas por el sistema inmunitario para combatir enfermedades. Son específicos de cada individuo y pueden encontrarse en el plasma humano.

El primer descubrimiento de los antígenos leucocitarios humanos (HLA) lo realizó un inmunólogo francés llamado Jean Dausset, en 1954. El HLA es una gran familia de genes formada por cientos de alelos que codifican proteínas de la superficie celular que presentan péptidos derivados de proteínas intracelulares o patógenos. También es crucial para el reconocimiento y la función inmunitarios, así como para el desarrollo de enfermedades autoinmunes.

ue el primer descubrimiento de los antígenos leucocitarios humanos (HLA), que se encuentran en órganos como la piel, los ojos, la sangre y la médula ósea.

El descubrimiento de los antígenos leucocitarios humanos (HLA), que se encuentran en órganos como la piel, los ojos, la sangre y la médula ósea, fue obra de Dausset. Los HLA son específicos de cada individuo. En este contexto, los HLA intervienen en los trasplantes y la tipificación de tejidos.

Más tarde, este descubrimiento llevó a descubrir su implicación en los trasplantes y la tipificación de tejidos.

Los HLA son proteínas que se encuentran en el cuerpo humano. Intervienen en los trasplantes y la tipificación de tejidos. HLA son las siglas de antígeno leucocitario humano, una proteína descubierta por el inmunólogo francés Jean Dausset. Las proteínas HLA se encuentran en órganos como la piel, los ojos, la sangre y la médula ósea.

Las investigaciones de Jean Dausset allanaron el camino para las transfusiones de sangre y los trasplantes de órganos.

Conocer a fondo el sistema inmunitario y su funcionamiento es esencial en cualquier campo de la medicina. Por ejemplo, antes de que las transfusiones de sangre se convirtieran en una práctica común, las personas con enfermedades graves se enfrentaban a la muerte por infecciones simples como la neumonía. Teniendo esto en cuenta, es fácil entender por qué la investigación de Dausset fue pionera e importante. Si quiere saber más sobre Jean Dausset y su trabajo en inmunología, consulte nuestra entrada del blog sobre qué hace un inmunólogo.

Conclusión

Jean Dausset fue un gran científico que hizo muchas aportaciones al campo de la inmunología. Fue capaz de demostrar que los anticuerpos existen en el plasma humano y son específicos de cada individuo. Este descubrimiento le llevó a comprender el funcionamiento de los trasplantes.

Deja un comentario