¿El oso panda está en peligro de extinción?

Los pandas existen desde hace más de dos millones de años. Antes se encontraban en toda Asia, pero ahora se limitan a China, donde son una especie en peligro de extinción. En el pasado, la destrucción del hábitat y la caza furtiva han reducido su número a niveles peligrosamente bajos. Sin embargo, los esfuerzos de conservación han ayudado a mejorar su situación, y hay esperanza de que los pandas sigan sobreviviendo en el futuro.

En el pasado, la destrucción del hábitat y la caza furtiva han reducido la población de panda salvaje a niveles peligrosamente bajos.

En el pasado, la destrucción del hábitat y la caza furtiva han reducido la población de panda salvaje a niveles peligrosamente bajos.

Las pieles de panda se recolectaban hasta la década de 1930, cuando se hizo ilegal en China. Sin embargo, la caza de pandas por su carne y pieles continúa hoy en día en algunas partes de China, donde la población local caza pandas para alimentarse o los vende como mascotas. La baja tasa de reproducción de las hembras de pandas también contribuye a su peligro; las hembras generalmente sólo dan a luz una vez cada dos años (ocasionalmente una vez cada tres años).

Es posible que haya escuchado en las noticias que el ser humano está provocando el cambio climático, lo que contribuye directamente a que las especies en peligro de extinción se extingan más rápido de lo que deberían debido a que las temperaturas más cálidas derriten los casquetes polares, lo que significa que hay menos lugares para que vivan animales como los pandas o los osos polares.

El panda gigante está actualmente clasificado como «Vulnerable» en la Lista Roja de la UICN.

La Lista Roja de la UICN, o Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, es una lista de animales, plantas y hongos en peligro de extinción. El panda gigante está actualmente clasificado como «Vulnerable» en la Lista Roja de la UICN.

Por desgracia, sólo quedan 1.864 pandas en estado salvaje en China, lo que supone un descenso del 80% respecto a la década de 1940, cuando había más de 6.000 pandas viviendo sólo en el oeste de China.

Sólo quedan 1.864 pandas en estado salvaje en China.

Solo quedan 1.864 pandas en estado salvaje en China. Estas cifras fueron actualizadas por última vez en 2014 por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), que es una organización no gubernamental que hace un seguimiento de las especies en peligro de extinción.

La UICN clasifica a los pandas como «vulnerables» basándose en su número estimado y en el área de distribución de su hábitat, pero esta clasificación no significa que todos los pandas corran el mismo riesgo, sino que hay suficiente incertidumbre sobre el tamaño de su población como para justificar la preocupación.

El aumento de los esfuerzos de conservación ha contribuido a mejorar la situación del panda.

A pesar del sombrío panorama, en los últimos años se han realizado muchos esfuerzos de conservación con éxito. El primer Estudio Nacional de los Hábitats del Panda Gigante se completó en 1999 y descubrió que los pandas estaban distribuidos en 18 áreas, con un total de 1.596 individuos. Sin embargo, según la Administración Forestal Estatal de China (SFA), basándose en datos de 2014 a 2017 y publicados en la Conferencia sobre el Cambio Climático de París en 2015, ahora hay más de 2.000 pandas viviendo en 33 reservas naturales solo en la Reserva Natural de Wolong y más de 3.000 en todas las reservas.

También se ha producido un aumento significativo de la cooperación internacional con organizaciones como el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), que ha invertido mucho en los esfuerzos de conservación del panda en las últimas décadas, especialmente a través de su campaña «Salvemos al panda», que se centra en empresas de turismo sostenible en toda la provincia de Sichuan, donde viven la mayoría de los pandas en cautividad.

El gobierno chino ha duplicado sus esfuerzos para proteger a los pandas y su hábitat.

El gobierno chino ha redoblado sus esfuerzos para proteger a los pandas y su hábitat. China ha creado un sistema de reservas para el panda, con más de 40 reservas naturales que cubren aproximadamente una cuarta parte del hábitat total del panda. Además, China ha creado un sistema de parques nacionales que abarca más de la mitad de todos los bosques antiguos que quedan en China. El gobierno chino también es propietario de la mayor parte de estas tierras, de modo que pueden gestionarse adecuadamente para preservar los hábitats de la fauna.

El número de reservas de panda sólo en la provincia de Sichuan ha aumentado de 12 en 1988 a 44 en la actualidad, y el número sigue creciendo cada año a medida que se añaden nuevas áreas tanto por el gobierno nacional como por las provincias locales como Sichuan y Shaanxi.

China cuenta con 57 reservas de pandas y el gobierno pretende duplicar ese número.

El panda es un símbolo de China, pero también se ha convertido en un icono internacional de la conservación. Como el oso más famoso del mundo, los pandas han ayudado a concienciar y a recaudar dinero para la conservación.

Sin embargo, no todo es bueno en el mundo del panda. Un informe reciente de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) afirma que sólo quedan 1.864 pandas gigantes en la naturaleza (con otros 300 en cautividad). Esta cifra es inferior a los 2.060 que había en 2014 y a los más de 6.000 que había hace varias décadas. La UICN dice que esto se debe a la pérdida de hábitat debido a la tala de árboles y a los impactos del cambio climático, como la sequía y las inundaciones.

China cuenta con 57 reservas de pandas que albergan otras especies en peligro de extinción, como los monos dorados o los leopardos, que sólo son autóctonos de esas zonas. «Algunos son parques nacionales en los que se pueden ver de cerca», explica Paul Racey, del zoo de Chester, que ayuda a asesorar sobre la mejor manera de conservar estos animales, tanto dentro de las fronteras de China como en el extranjero, mediante programas de cría como el que dirige en el zoo de Chester, llamado Giant Pandas UK Trust.»Otros entran en otras categorías -explicó-, como las reservas naturales, en las que no se permite la entrada de personas, pero con las que podemos colaborar estrechamente, porque estos lugares suelen tener un alto valor de biodiversidad, lo que significa que hay muchos tipos diferentes».

La cooperación internacional es crucial para preservar a los pandas.

La cooperación internacional es clave para preservar los pandas.

El problema:

Los pandas están en peligro de extinción y necesitan ayuda. Pero hay que proteger y preservar su hábitat para que prosperen, y por eso es tan importante la cooperación internacional.

Hay 64 pandas gigantes que viven en zoológicos de todo el mundo, y la mayoría de ellos fueron criados en cautividad.

Hay 64 pandas gigantes que viven en zoológicos de todo el mundo, y la mayoría de ellos fueron criados en cautividad.

De hecho, sólo el 18% de esos pandas nacieron en la naturaleza.

Pero no todo son buenas noticias para estos adorables osos: siguen enfrentándose a las amenazas que pesan sobre su hábitat y su suministro de alimentos.

Los esfuerzos de conservación han permitido que estos hermosos animales estén con nosotros un poco más.

Los pandas son animales hermosos, y los esfuerzos de conservación han permitido que estas hermosas criaturas estén con nosotros un poco más. Es importante que la gente conozca al oso panda, para que podamos seguir protegiéndolo de la extinción.

El oso panda se ha convertido en sinónimo de China y su cultura, pero estos osos gigantes están en peligro de extinción debido a la pérdida de hábitat y la caza furtiva. Por suerte, hay muchas organizaciones y personas que trabajan duro cada día para salvar a los pandas de la extinción.

Conclusión

El panda es uno de los animales más amenazados del mundo, pero no es demasiado tarde para salvarlos. El gobierno chino ha hecho grandes progresos en la protección de estos osos, y todos podemos ayudar donando a organizaciones como WWF o adoptando un panda a través de Adopt-a-Panda.

Deja un comentario