Definición de vulgar – Qué es, Significado y Concepto

Del latín vulgar, vulgar es alguien o algo perteneciente o relativo al vulgar (el común de la gente popular). El concepto hace referencia a lo que es impropio de personas educadas o bien educadas. Por ejemplo: «El jugador hizo un gesto vulgar en la grada cuando fue sustituido por su técnico», «La estrella del pop volvió a ser una persona vulgar al presentarse sin ropa interior en público», «No hay nada más vulgar que masticar con la boca abierta».

Vulgar Las llamadas blasfemia, blasfemia o rudeza forman parte de la vulgaridad. La aceptación social de cualquier palabra es cultural y sólo puede entenderse dentro de una sociedad determinada. Esto significa que existen términos que son ofensivos para una persona e inofensivos para los demás.

Él el lenguaje groserosin embargo, trasciende la blasfemia. Una persona puede hablar vulgarmente sin utilizar insultos. Si una persona le dice a un anciano «Camina más rápido, viejo, que estoy agotado» es vulgar e irrespetuoso incluso cuando no utiliza insultos.

A menudo, esto haría que el lenguaje oscuro sea grosero al utilizar sus palabras para pronunciar insultos e insultos a los demás. Concretamente, en este sentido, es habitual utilizar palabras que pueden dañar al receptor cuando se refiere, entre otras cosas, a su raza, nacionalidad, orientación sexual o capacidades intelectuales.

El vulgar también se relaciona con expresiones que atacan lo que se considera sagrado o involucrarse en temas que son tabú (como el sexo).

Por otro lado hay gestos (levantar dicho medio hacia otra persona), actitudes (olor la nariz) e incluso ropa (que no cubre las partes íntimas) que hacen que una persona se considere vulgar.

También es interesante observar que antiguamente el término vulgar se utilizaba para indicar un tipo de arte. Más precisamente, el término artes vulgares significaba todas aquellas obras que se obtenían mediante una serie de procesos y técnicas manuales.

La escultura o la pintura eran algunas de las artes vulgares así como todas aquellas que pueden enmarcarse dentro del género artesano. Antes de ellos estaban todas las artes liberales, emanadas de un punto de partida intelectual, como la filosofía, la astronomía y la dialéctica, entre otras muchas.

Actualmente, el término vulgar también se utiliza en los campos del marketing, publicidad y comercio. En particular, apuesta por el término marca popular. Lo mismo viene a definir toda esa marca que ha logrado este prestigio dentro de su sector que la lleva a utilizarla para referirse a todo el producto genérico.

Un ejemplo es la marca Danone, que en su momento logró utilizar indistintamente el término danona o yogur para definir este lácteo.

Por último, se relaciona otro uso del término general o habitual (a diferencia de especial o técnico): «Es un ordenador vulgar y normal, sin grandes características».

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario