Definición de ortografía – Qué es, Significado y Concepto

Del latín ortografíael ortografía es el conjunto de reglas que regulan la escribir. Forma parte de la gramática normativa puesto que dicta las normas para el uso correcto de las letras y la puntuación.

La ortografía surge de una convención aceptada por una comunidad lingüística preservar la unidad de la lengua escrita. El órgano encargado de regular estas normas se conoce generalmente como Academia de la Lengua.

Letras

La ortografía rige la escritura.

Finalidad de la ortografía

Las normas ortográficas, en general, nada tienen que ver con la comprensión del texto en cuestión. Por ejemplo: si uno persona los castellanohablantes con fluidez leen una frase que dice Las expectativas de viaje aumentan en todo el mundo, no tendrá ningún problema para entender la declaración. Sin embargo, su escritura correcta es La esperanza de vida está creciendo en todo el mundo y sin duda transmite el mensaje de forma más limpia y directa, ya que impide al lector el proceso de corrección.

La ortografía, en definitiva, ayuda a estandarizar a lenguajeque es muy importante cuando hay muchos dialectos en el mismo territorio. Cabe decir que las normas de ortografía se imparten en los primeros cursos de educación primaria.

En algunos idiomas, la ortografía se basa en sus reglas fonemas (abstracciones mentales de los sonidos del habla), como con el español. Otros idiomas optan criterios etimológicos (es decir, se refieren al origen de las palabras), situación que favorece la divergencia entre la escritura y la pronunciación de las palabras.

Debate sobre su utilidad

Muchos escritores de fama mundial han pedido la abolición o, al menos, la simplificación de las normas ortográficas. Uno fue el Premio Nobel colombiano, Gabriel García Márquez. Sin embargo, esto plantea una serie de preguntas y problemas potenciales, que nadie ha podido resolver al cien por cien.

Normas ortográficas

Los diccionarios le ayudan a saber escribir las palabras correctamente.

Nuestra lengua tiene la característica de ser hablada en muchos países, repartidos por más de un continente, y esto repercute directamente en la variedad de acentos y regionalismos. Esto puede verse como un aspecto positivo y enriquecedor, o como una fuente de confusión que violenta constante e invariablemente sus principios, rasgando su estructura año tras año y despojándola de su belleza, detrás de la adopción errónea de términos extranjeros mal pronunciados y mal entendido. .

Primero, podemos hablar de la letra S. yo z; en algunas ciudades, su pronunciar es diferente, lo que hace que sea más fácil recordar cuándo se utiliza cada una (los ejemplos más habituales son las palabras casa y caza). Sin embargo, el porcentaje de poblaciones que no les distinguen fonéticamente es mucho más elevado, por lo que ambos lo pronuncian como S. o como z. Estrechamente relacionado con ellos está el cque se puede leer como K o como zen combinaciones aproximadamente, co yo con o qué yo allírespectivamente.

Ortografía, educación y tecnología

Vivimos en una época en la que ya no es necesario escribir a mano, y esto nos aleja considerablemente de la lengua; para empeorar las cosas, todos los dispositivos que utilizamos para procesar texto están dispuestos a ayudarnos, tanto corrigiendo nuestros errores, como evitando que los cometamos, gracias a su función conocida como «completar automáticamente». La decadencia de la ortografía no puede justificarse por los avances tecnológicos, al igual que no se puede culpar al cine de la delincuencia juvenil.

Sea como fuere, el problema radica en el educación, que es la base sobre la que los seres vivos nos apoyan en la toma de decisiones. Si no se nos enseña la importancia de la ortografía correcta a tiempo, la gran diferencia entre un texto rico y bien escrito y una secuencia casi aleatoria de pseudo términos sin signos de puntuación, entonces la tecnología será nuestra única oportunidad para mantener vivo un legado que ha estado con nosotros durante siglos.

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario