Definición de modalización – Qué es, Significado y Concepto

Modalización El concepto de modalidad se utiliza en el campo de lenguaje aludir a actitud adoptada por el ponente que sus declaraciones y su interlocutor. El término está relacionado con el expresividad y al naturaleza subjetiva del lenguaje.

Es posible distinguir entre el contenido que representa una afirmación (es decir, lo que se dice) y el actitud del hablante en relación a este contenido (tal y como les dice). La modificación puede darse mediante recursos explícitos en el mensaje o mediante recursos implícitos.

El adjetivosel modalidades verbales y la entonación son algunos de los elementos que influyen en la modalidad. Sin embargo, el modo de modo varía según el idioma.

Se puede decir que la modalidad es una acto retórico. Ser capaz de generar y entender el discursos de una comunidad lingüística, debe dominarse.

En definitiva, la modalidad se manifiesta a través signos lingüísticos que revelan la posición del hablante. Así como el modo es acción, el modalidad es el resultado del proceso.

El nivel de subjetividad de un texto puede conocerse analizando su modalidad. Esto se debe a que la presencia del hablante se conoce.

El ironía es uno de los recursos de la modalidad que permite marcar la actitud del hablante. Por ejemplo: “¡Qué gran resultado ha conseguido Brasil! Consiguió empatar con Tailandia, un equipo muy potente y con larga tradición futbolística…». En este caso, el componente irónico radica en el adjetivo, que potencia un mal resultado de Brasil y califica de forma ilógica Tailandiateniendo en cuenta la historia de ambos equipos en el mundo del fútbol.

Este grado de subjetividad que llamamos modalidad se puede presentar en tres tipos bien definidos, que se definen a continuación:

Modalización* Método de evaluación: consta de una serie de oraciones por valor por otro lado en el mensaje. Estos juicios pueden expresarse mediante expresiones positivas o negativas, es decir, de estima o desprecio, utilizando palabras pesadas, comentarios intransferibles, cifras literarias o cuantificaciones, entre otros recursos;

*modo epistémico: está vinculado al nivel de certeza con que el emisor decide presentar sus declaraciones. Por ejemplo, puede presentarlos como indiscutible o posible, para el que utilizará expresiones tales como «No hay duda de que…», «Claro que…» o «Tú lo sabes…», en el primer caso, y «Quizá…», «Quizá…» o «Quizás…», en la segunda;

* Modo deóntico: se produce cuando la comunicación entre remitente y destinatario pretende compartir con él la comodidad o la necesidad de hacer algo por cuestiones. moral o ética. Para ello puede utilizar una recomendación, verbos utilizados para expresar obligación, imperativos, perífrasis verbales modales («tenemos que…» o «tendríamos que…») o expresiones como «Lo mejor es…» o «Tenemos la obligación de…».

En los últimos tiempos, desde la estandarización de mensajería Instant vía Internet ha cambiado drásticamente nuestra forma de utilizar el lenguaje escrito, que lentamente se está reflejando también en el habla. Éste es un medio donde normalmente no respetamos la ortografía, ya que descuidamos las mayúsculas, la mayoría de los signos de puntuación y los títulos. Además, generalmente abreviamos las palabras por lo que no anticipan las reglas del idioma, como combinando números y letras para escribirlas. Si a esto le añadimos el uso de emoticonos, no hace falta decir que el resultado es muy diferente al de una carta de hace un par de siglos.

La modalidad de este mensaje es mucho más difícil de entender que la del lenguaje utilizado en una conversación en persona, lo que provoca malentendidos si ambas partes no son conscientes de la códigos uso popular.

Deja un comentario