Definición de lejía – Qué es, Significado y Concepto

El término latino lejía llegó al castellano como lejía. Así se llama solución acuosa de sales alcalinas esto, para ellos propiedades utilizado por desinfectar yo blanquear materiales diversos.

luz Conocido en otros países como lavanderíala lejía suele aparecer disolver hipoclorito de sodio en agua. El resultado es un líquido claro de olor intenso, con gran poder oxidante.

Normalmente se utiliza lejía para conseguir la desinfección agua. Una forma sencilla y económica de hacerlo H2O es añadir dos gotas de lejía por cada litro de agua para eliminar los microorganismos infecciosos que pueden contaminar.

Con lejía también es posible limpiar a fondo todo tipo de superficies sólidas. Mezclando uno taza de lejía con cinco litros de agua, cree una solución adecuada para el limpio del suelo o de una mesa, por citar dos posibilidades.

Al ser un bactericida y un fungicida, la lejía se utiliza para la higiene de artefactos baño. Garantizar la desinfección de este tipo de elementos y espacios reduce el riesgo de enfermedades.

Además de las ventajas ya descritas, otras ventajas importantes de la limpieza con lejía son las siguientes:

– Es posible eliminar todo tipo de virus, ácaros y hongos.

-Es una buena manera de eliminar los malos olores que pueden existir en determinadas zonas de la casa, como baños y cocinas.

-Cuando se utiliza en la ropa, ayuda a afinar las manchas que parecían imposibles de eliminar.

– No es menos importante saber que es un producto que tiene un precio muy económico. Es por eso que limpiar con ella significa que no es necesario realizar un gran gasto de dinero.

-Además, no debe pasarse por alto que es un artículo tolerado por personas alérgicas.

-Es un producto que no perjudica al medio ambiente.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que el uso prolongado de dosis elevadas de lejía aumenta la posibilidad de sufrir problemas respiratorios. Contacto directo con el pielpor su parte, puede causar daños, mientras que su ingesta es tóxica. Por eso es importante manejarlo con cuidado y considerar opciones adicionales para utilizarlo como desinfectante en casa, aunque no lo sustituya por productos que no sean adecuados para matar microbios.

Asimismo, no podemos obviar que también existe lo que se conoce como lejía alimentaria. Esto, como su nombre indica, se utiliza con los alimentos. Concretamente, se utiliza para desinfectar frutas y verduras que se comerán crudas.

Este proceso de desinfección se recomienda llevar a cabo en la alimentación de todas las personas, pero, de forma especial, es necesario para mujeres embarazadas, niños, ancianos y personas con inmunodeficiencia.

Asimismo, para utilizar correctamente esta lejía alimentaria, es necesario seguir las instrucciones del envase. Asimismo, no es necesario mezclarlo con ningún otro tipo de producto químico.

Deja un comentario