Definición de epifito – Qué es, Significado y Concepto

epífito El etimología desde epífito nos lleva al latín científico epífitosque al mismo tiempo deriva de la lengua griega: epi- («desde-«) yo pitón (que se traduce como «planta»). El término también puede denominarse epífitocon acento en la primera letra yo.

Una planta epífita es esto repartido sobre otro planta, aunque no se alimente. Esto significa que los epífitos utilizan otra especie como soporte pero sin parasitarlo en lo que se refiere a la nutrición.

Las plantas epífitas se pueden clasificar como avión: sus raíces no están fijadas al suelo, sino que se desarrollan en cavidades o esquinas de la árboles u otros tipos de ejemplares de flora. Cuando la planta comienza su vida como epífita y posteriormente se fija en el suelo, o cuando comienza su existencia arraigando a la superficie y después se convierte en epífita, recibe la calificación de hemiepífito.

Es importante recordar que las plantas epífitas juegan fotosíntesis. Sus raíces, sin embargo, captan el agua de lluvia y la humedad ambiental que le permiten sobrevivir. Creciendo a gran altitud, las plantas epífitas son a menudo inaccesibles para muchos herbívoros terrestres y son capaces de sobrevivir en bosques cerrados cuyo follaje impide que la luz del sol llegue al suelo.

Se calcula que hay cerca de veinticinco mil especies de plantas epífitas y que su forma de vida ha surgido más de una vez en la historia evolutiva de las plantas. Entre los más conocidos se encuentran los musgos. Generalmente se encuentran en regiones húmedas y zonas costeras. Hay musgos que, en vez de utilizar otras plantas como soporte, soportan muros, monumentos y otros objetos.

Se encuentran en árboles con troncos de tipo retorcido, sobre todo robles. Como los musgos no requieren mucho cuidado, resisten situaciones extremas. Además, realiza funciones de gran importancia para el suelo, ya que le protege del frío extremo, preserva y aumenta su porosidad y permeabilidad. Todo esto enriquece el Tierra para otras plantas.

epífitoEl mayor número de especies de plantas epífitas se encuentran dentro de la familia de las orquídeas, donde existen más de dos docenas de géneros de epífitos tropicales. Uno de los aspectos de estas plantas que podemos apreciar a simple vista es la belleza y la diversidad de las flores. En cuanto a su comida, tanto el agua por lo que respecta a los nutrientes, además, es poco exigente.

Por estos motivos, las orquídeas son las preferidas por la mayoría de jardineros de todo el mundo. Como hecho curioso, sus sistemas de polinización tienen una complejidad considerable.

Sin embargo, hay los plantas parásitas, que a veces se confunden con epífitos. Aunque ambos se desarrollan del otro, los primeros utilizan las sustancias de sus huéspedes para alimentarlos y obtenerlos nutrientes necesitan, causando problemas de diversa gravedad. Lo consiguen gracias a sus austorio, una raíz modificada que se inyecta en el floema o xilema de la otra planta. Actualmente están catalogadas más de cuatro mil especies de plantas parásitas.

Otras plantas que también se confunden con epífitas son la escaladores. Como en el caso anterior, esa pareja tiene en común el uso de una segunda planta; sin embargo, mientras los epífitos viven «aéreo», los escaladores se originan en la tierra. A medida que se desarrollan, se colocan sobre un árbol para llegar luz del sol y alejarse de los depredadores, así como aislarse del exceso de humedad que les daría contacto directo con el suelo.

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario