Definición de capcioso – Qué es, Significado y Concepto

Subtítulos Subtítulos es un adjetivo que deriva de una palabra que en latín hace referencia a esto falso o falso que se expresa con palabras o forma parte de propuesta o uno doctrina.

Por otra parte, el término sirve también para indicar un argumento o una pregunta que sirve para obtener una respuesta del interlocutor; es decir, como una forma de provocación para que el interlocutor pronuncie una respuesta que pueda comprometerlo o que favorezca los objetivos de la persona que formula la expresión.

Algunas frases en las que se encuentra el término son: «El entrevistador le engañó con una pregunta difícil y el superintendente confesó haber contratado a su hijo como consejero»., «Este es un tema sensible que intenta confundir a la población», «Es un movimiento cautivo que seduce a los jóvenes con promesas de libertad pero que acaba sometiéndoles a un líder»..

Una oración complicada suele implicar una doble sentido. Un literal, que se presenta como unidireccional, y otro que es necesario descubrir entre líneas y que puede llevar a una persona a destacarlo o decir algo que, en realidad, no estaba dispuesto a confesar.

Una pregunta difícil también puede jugar directamente con esto literalmente. Uno hombre sale de casa y encuentra al vecino cambiando un neumático en su coche. Entonces pregunta: «¿Quieres que te ayude?» Cuando el vecino responde afirmativamente, saca una mano de plástico del bolsillo, le entrega y se marcha. Esta situación humorística presenta una pregunta difícil porque tiene doble intención.

Otro ejemplo parecido ocurre cuando alguien pide uno vaso de agua y, en vez de recibir un vaso de agua dentro, recibe un vaso de agua (hielo).

El propósito de las frases pegadizas es sorprender la inteligencia de los oyentes y generar una respuesta concreta. Para formularlas es necesario tomar una característica de la realidad y expresarla de forma confusa, que permita una doble interpretación. Hay dos opciones para el interlocutor: tomar literalmente lo que estas palabras implican (recibir un mensaje equivocado) o intentar entender el verdadero significado de la frase (deber captar la ironía que se esconde en las palabras).

Formas adjetivales similares a los subtítulos

Él subtítulos de los adjetivos normalmente se utiliza para referirse a discursos y razonamiento que contienen cierta falsedad. Este tipo de discursos se caracterizan por el hecho de que mediante una sutil concatenación y cierta manipulación del lenguaje consiguen que el interlocutor se vea en una situación que no podía sospechar ni prever. Normalmente se basan en principios que son ciertos a simple vista pero que llevan a consecuencias falsas.

Hay varios adjetivos que podrían considerarse similares a los subtítulos, entre ellos podemos mencionar: nocivos, arteriales, enrevesados ​​o insidiosos. Aunque entre ellos se pueden establecer algunas diferencias, por el matiz que esconde cada adjetivo, en general se podría utilizar indistintamente.

Sin embargo, es interesante distinguir entre un discurso insidios y un discurso cautivo, escoger dos muy parecidos. Esta diferencia radica en que el primero se presenta de forma seductora, mientras que el segundo deslumbra al interlocutor y no le da tiempo para darse cuenta del engaño. En ambos casos es demasiado tarde cuando el interlocutor quiere reaccionar y ya forma parte de un lío del que le va a costar mucho salir.

En cualquier caso, un discurso cautivo es utilizado por alguien que carece de intenciones claras o que sabe que la única manera de conseguir el resultado deseado (la respuesta del interlocutor) es mediante el engaño y la pronunciación de un mensaje borroso.

¿Que te ha parecido?

Deja un comentario