¿De dónde viene la palabra «cálculo»?

En este artículo, vamos a ver de dónde viene la palabra «cálculo» y cómo llegó a significar lo que significa hoy en día. También hablaremos de cómo se puede utilizar el cálculo en la vida cotidiana.

La palabra «cálculo» es en gran medida sinónimo de «cálculo matemático», e incluso ahora que tenemos ordenadores, calculadoras y teléfonos inteligentes que hacen el trabajo duro por nosotros, seguimos utilizándola todos los días.

La palabra «cálculo» deriva del término latino calx, que significa «guijarro». En el siglo XVII, un filósofo francés llamado René Descartes utilizaba piedras para ilustrar sus teorías matemáticas. Colocaba dos guijarros sobre una mesa, luego añadía otro y registraba qué piedra estaba más lejos de él después de cada adición. Este método llegó a conocerse como «la regla de los signos de Descartes».

El primer uso del cálculo en la resolución de problemas se produjo en 1637, cuando el científico inglés William Oughtred inventó los logaritmos; fueron utilizados por científicos e ingenieros para aproximar soluciones a ecuaciones antes de que se inventaran las calculadoras mecánicas durante el siglo XX. El cálculo también desempeñó un papel importante en la física (mecánica cuántica), la ingeniería (aerodinámica), la economía (finanzas) y otros campos

Vamos a ver cómo una rama particular de las matemáticas llegó a llamarse cálculo, y cómo eso condujo a la palabra «cálculo».

Entonces, ¿qué tiene que ver el cálculo con los guijarros? Bueno, la propia palabra viene del latín y significa «guijarro». ¿Y por qué la gente empezó a llamar así a esta rama de las matemáticas? Porque sus raíces se encuentran en un problema que fue planteado por primera vez por Zenón (a quien recordarás de la primera filosofía griega).

La historia es así: Zenón tenía un argumento contra el movimiento. Pensaba que si algo se mueve a una velocidad v, debe estar la mitad de lejos que cuando empezó en el momento t=0. Pero como la distancia es igual a la velocidad por el tiempo, como cada unidad de distancia estaba la mitad de lejos que antes, argumentaba que nunca se podría llegar a ninguna parte si las cosas siempre estaban reduciendo sus distancias a la mitad.

Conclusión

Hemos cubierto mucho terreno aquí, y es hora de hacer algunas reflexiones finales. Como hemos visto, la palabra «cálculo» proviene de una rama de las matemáticas que se ocupa de los números. También está relacionada con palabras como «cálculo» y «computación», lo que significa que incluso hoy en día, cuando oímos estas palabras, pensamos en números o ecuaciones. La palabra en sí existe desde el siglo XVI, así que es posible que la hayas oído antes sin darte cuenta de su significado. Y en caso de que te preguntes de dónde viene exactamente esta palabra (es decir, dónde acaba esta historia), bueno… te dejaremos decidir hasta dónde llega la madriguera del conejo

Deja un comentario