¿Cómo se formaron los Planetas del Sistema Solar?

La Vía Láctea es la galaxia que contiene un conglomerado de cuerpos celestes que orbitan alrededor del Sol, todo esto lo conocemos como los Planetas del Sistema Solar;  a través de este artículo te invitamos indagar un poco más sobre ellos.

El sistema solar se integró hace casi 4.600 millones de años, por la destrucción gravitacional de una masa molecular colosal. Esta primera masa tenía un tiempo bastante extenso de luz de diámetro y posiblemente dio vida a muchas estrellas.

Normalmente la estructura de estas masas era de hidrógeno, un poco de helio y diminutas cantidades de partículas pesadas ​​de generaciones estelares anteriores.

Cuando la región distinguida como la nebulosa protosolar se transformó en el sistema solar, esta se paralizó y la retención del instante angular ocasionó que rotara con notable y considerable rapidez. El eje, donde se almacenaba la mayor parte de la masa, se estaba volviendo excesivamente caliente a diferencia del disco circundante.

En proporción que la nebulosa en contracción rotaba con considerable velocidad, empezó a aplanarse en un círculo protoplanetario con un diámetro de alrededor de 200 unidades astronómicas y una protoestrella densa con considerable temperatura alta en el medio.

Planetas constituidos por acreción de este círculo en el que el gas y el polvo se atraen entre sí por gravedad, se fusionan para integrar cuerpos de mayores dimensiones y tamaño de forma continua.

En este escenario, podrían haber surgido cientos de protoplanetas en el sistema solar temprano; que eventualmente se agruparon o fueron destruidos, dejando en sí los cuerpos celestes que reconocemos en el presente.

Características de los Planetas del Sistema Solar

Para dar significación a un planeta, este debe cumplir con 4 peculiaridades; éstas han sido propuestas y acogidas por la Unión Astronómica Internacional, por lo tanto deben:

  • Orbitar en torno a una estrella o una fracción de lo que alguna vez fue una estrella.
  • La cantidad de su masa debe ser considerable, para que la gravedad cree una materia rígida. Esto, a su vez, debería crear lo que se llama "equilibrio hidrostático", lo que da como resultado la cualidad esférica.
  • Que no existan otros objetos sólidos en la misma órbita en la que se encuentra; esto se denomina en astronomía "dominio orbital".
  • No emitir luz propia, como lo haría una estrella.

Adicionalmente, es importante destacar que no todos los planetas son iguales. Algunos son pequeños, mientras que otros son realmente enormes. En este caso, los astrónomos han categorizado estos planetas en tres categorías diferentes:

1era. Categoría

Estos son los 8 planetas representativos que integran el sistema solar. En cualquier caso, esta categoría a su vez tiene sus distribuciones, que son las siguientes:

  • Planetas Terrestres: en esta clasificación entran los planetas como la Tierra, Marte, Venus y Mercurio.
  • Planetas exteriores o gigantes: en esta se hace alusión a Neptuno, Urano, Saturno y Júpiter.

Es importante destacar, que todos estos planetas de ambas categorías tienen satélites que orbitan en torno a ellos.

2da. Categoría

En esta categoría se encuentran los llamados planetas enanos, que son cuerpos celestes que orbitan en torno al Sol, pero tiene muy poca masa para mantener libre el entorno de su espacio; por lo tanto, a veces pueden chocar. Los más notables son: Plutón, Ceres, Haumea y Eris.

3ra. Categoría

También llamados cuerpos celestes menores; aquí se incluyen todo tipo de objetos que orbitan en torno al sol como son: los asteroides (compuestos de formas amorfas), objetos del cinturón de Kuiper, los meteoritos y los cometas helados.

Planetas del Sistema Solar

Desde la antigüedad, se supone que hay nueve planetas alrededor del sol. Sin embargo, en los últimos tiempos, se ha afirmado que Plutón no cumple con las características anteriormente señaladas. A continuación, ahondaremos detalladamente a cada uno de ellos:

Mercurio

Es el más cercano al sol además de ser el más pequeño de sus contrapartes; se parece a la tierra en cuanto a su composición, que está formada por un 70% de elementos metálicos y el 30% restante corresponde a silicatos. Además, al igual que la luna, este tiene una gran cantidad de impactos de meteoritos.

Venus

Este ocupa el lugar número dos en términos de distancia al Sol. En los planetas del sistema solar, a menudo se hace referencia a Venus como el "planeta consanguíneo de la Tierra" debido a su semejanza, tanto en dimensión como en volumen y su estructura de tipo tierra y rocoso.

Tierra

Es el más grande de los llamados planetas rocosos. Su nombre procede del latín "Terra", una diosa griega que concierne a la feminidad y la fertilidad.

En cuanto a su estructura el 71% concierne a la hidrosfera (agua), razón que es muy notable y significativa, ya que esto ha proporcionado a vida a innumerables seres que habitan en él; ningún otro planeta del sistema solar contiene tal nivel de líquido.

Marte

Es el segundo más pequeño de los planetas del sistema solar, después de Mercurio; se le conoce usualmente como el "planeta rojo", en consecuencia de su tono rojizo que toma por el óxido de hierro en casi toda su superficie.

Su volumen es casi la mitad del que contiene la Tierra y su gravedad es de un 40% menor, lo que la hace determinadamente inhabitable de acuerdo a investigaciones de la NASA.

Júpiter

El planeta que toma el calificativo del dios Júpiter de origen romano (Zeus en la historia griega), es precedido por el Sol, siendo el planeta con el cuerpo celeste más grande, duplicando su volumen unas 1.300 veces en comparación al de la Tierra.

Como cuerpo gaseoso masivo, que se compone primordialmente de hidrógeno y hielo; curiosamente, se considera el planeta más antiguo del sistema solar, incluso antes del Sol.

Saturno

Este planeta del sistema solar es célebre por el resplandor imponente de sus anillos que cercan el planeta. De regreso en Galileo, lo observó inicialmente en 1610. Casi todo el planeta un 96% está constituido por hidrógeno y un 3% sobrante es hielo.

Urano

Se cree que este fue el primero de los planetas en ser hallado usando un telescopio. Su estructura es muy similar a la de sus familiares Saturno y Júpiter, ya que está constituida por helio e hidrógeno, además de agua, amoniaco y metano, pero en mayores cantidades; además, posee las más bajas temperaturas con un mín. de -224 Cº.

Neptuno

Este fue expuesto hace 2 siglos por Urbain Le Verrier, John Couch y Johann Galle, en 1847. Sin embargo, algunos historiadores y astrónomos sostienen que Galileo Galilei había visto el planeta en 1612, datos no confirmados aún. Este planeta está constituido por roca

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados