7 experimentos de física muy fáciles para niños

Pareciera ser que las materias relacionadas con las ciencias, son uno de los obstáculos más altos por los que tienen que pasar nuestros niños a la hora de cumplir con sus estudios.

Sin embargo, esto no tiene nada que ver con que sea una temática difícil o aburrida, por el contrario, esta realidad se debe en gran medida a que no hemos tomado la iniciativa de mostrarles a los más pequeños de la casa, todo el mundo de diversión que hay detrás de las ciencias.

Es por tal motivo que el día de hoy queremos mostrarte unos sencillos experimentos divertidos, para hacer que los niños se enamoren de la ciencia y de todo el conocimiento que hay en ella.

Hagamos un volcán de papel

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 base plana de madera, cartón o plástico
  • 1 botella plástica
  • Pegamento escolar
  • Papel periódico
  • Cinta adhesiva
  • Pintura
  • Colorante artificial
  • Jabón líquido
  • Vinagre
  • Bicarbonato

¿Cómo fabricarlo?

Este es sin duda una de los experimentos más divertidos para niños y que más les atrae.

Lo primero que debemos hacer es fijar la botella en la superficie que elegimos como base.

Mezclamos el pegamento con un poco de agua y procedemos a colocar pliegos de papel periódico untados con la mezcla alrededor de la botella, para ir dándole forma de montaña.

Podemos usar la cinta adhesiva para ir sujetando el papel mientras agregamos el pegamento.

Luego de tener la forma de volcán, dejamos reposar por varias horas hasta que seque y endurezca.

Procedemos a pintarlo y dejamos reposar de nuevo, para que seque la pintura.

Por último lograremos que haga erupción agregando dentro de la botella 3 cucharadas de bicarbonato, un poco de jabón líquido, unas gotas de colorante y para finalizar con un chorrito de vinagre.

Observa cómo sale esa lava colorida por el cráter del volcán.

El pH del vinagre y del bicarbonato es diferente, así que cuando entran en contacto, comienzan a liberar dióxido de carbono

Experimento fácil para niños: Inflemos un globo sin soplarlo

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 globo
  • 1 embudo
  • 1 botella pastica
  • 1 sobre de levadura química
  • Vinagre

¿Cómo inflar el globo?

Agregamos vinagre hasta llenar una tercera parte de la botella.

Con la ayuda de un embudo añadimos levadura dentro del globo.

Después colocamos la boca del globo en el orificio de la botella, asegurándonos que el globo quede colgando para un lado y que no entre levadura dentro de la botella.

Luego que esté sujeto, lo levantamos para que la levadura entre en la botella y se mezcle con el vinagre.

Esta mezcla producirá CO2 (dióxido de carbono) y comenzará a generar unas burbujas, que ayudarán a que nuestro globo se infle.

¿No te parece genial?

Pesquemos cubos de hielo

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 recipiente con agua
  • 1 hilo grueso
  • Cubos de hielo
  • Sal

¿Cómo pescar los cubitos de hielo?

Primero colocamos los cubos de hielo en el recipiente que tiene el agua.

Luego colocamos el hilo a lo largo del recipiente, asegurándonos que haga contacto con los cubitos.

Agregamos sal sobre el cubito de hielo que queremos pescar y dejamos pasar unos 5 minutos.

Por último solo queda sujetar los dos extremos del hilo y levantarlo para observar como el hielo al que le colocamos sal, viene sujetado al hilo como si tratara de un pez.

La sal permite que el agua alrededor de la cuerda se congele.

¿Lo sabías?

Fabriquemos tinta invisible

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 hoja de papel blanco
  • 1 pincel o un hisopo
  • 1 limón
  • Agua

¿Cómo crear la tinta?

Primero exprimimos el limón en un recipiente pequeño o un vaso, para luego agregar una cucharada de agua y revolver.

Mojamos el pincel o el hisopo con un poco de la mezcla, escribimos un mensaje en la hoja de papel y la dejamos secar.

Por último debemos acercar el pele hacia una fuente de luz caliente, puede ser una lámpara o una vela, cuidando que el papel no se queme, así podremos observar el mensaje oculto.

Esto se da gracias a que el limón se oxida con el calor.

Experimento sencillo: Construyamos una mini fuente de agua

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 botella grande de plástico
  • Pajillas flexibles
  • Un globo
  • 1 clavo
  • Plastilina
  • Tijeras
  • 1 pinza de ropa
  • Agua

¿Cómo construir la  mini fuente?

Comenzamos calentando el clavo para luego abrir un orificio a un costado de la parte superior de la botella. Ojo, debe ser igual de ancho que la pajilla.

Introducimos la pajilla en el agujero hasta llegar al fondo de la botella con agua, si no llega podemos unir dos pajillas, si no queda ajustada en el orifico debemos cubrir el espacio con plastilina.

Luego inflamos el globo y colocamos la punta en la boca de la botella.

A medida que aire del globo entra en la botella y empuja el agua, veremos cómo sale por la pajilla. Para detenerla, solo debemos girar el globo y colocarle la pinza de ropa a la pajilla.

Más experimentos caseros: Creemos un huevo que salta

¿Qué materiales debemos tener a la mano?

  • 1 huevo
  • 1 recipiente de vidrio con tapa
  • Vinagre

¿Cómo creamos el huevo saltador?

Agregamos suficiente vinagre dentro del recipiente hasta que quede casi lleno.

Luego introducimos el huevo entero y cerramos herméticamente el recipiente.

Lo dejamos ahí por 48 horas, luego lo destapamos y sacamos el huevo de manera delicada.

Por último, solo queda soltarlo desde una altura bajita para ver como rebota. Ten cuidado de no lanzarlo desde muy alto o el huevo se romperá.

El vinagre degrada la cascara haciéndola suave y blanda.

Descubramos cómo hacerun arcoíris líquido en un vaso

¿Con qué materiales debemos de contar?

  • 1 vaso grande de vidrio
  • 1 taza medidora
  • Colorantes artificiales de diferentes colores
  • 1 cuchara
  • Miel
  • Lavaplatos líquidos
  • Alcohol
  • Aceite

¿Cómo crear el arcoíris líquido?

Llenamos el vaso medidor con miel hasta la mitad y le agregamos unas gotas de colorante purpura, lo revolvemos y lo agregamos al vaso grande.

Después colocaremos la misma medida de jabón líquido y lo revolvemos con unas gotas de colorante azul, para también añadirlo al vaso grande sobre la mezcla anterior.

Repetimos el procedimiento con el agua y el colorante verde, lo añadimos al vaso grande.

Medimos la misma cantidad de aceite y sin colorante lo añadimos al vaso.

Por último mezclamos la misma cantidad de alcohol mezclado con colorante rojo, lo revolvemos y lo añadimos al vaso de colores.

Podemos observar como las distintas densidades, permiten que los líquidos estén separados y formen un arcoíris.

Esperamos que estos 7 experimentos divertidos y sencillos para niños hayan sido de tu agrado. Hasta la próxima.

 


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados