16 de Octubre de 1846, en Boston (EE.UU.), el médico estadounidense William Thomas Morton hace una demostración del uso de la anestesia en la medicina.

Tal día como hoy (16 de Octubre) de 1846, en Boston (EE.UU.), el médico estadounidense William Thomas Morton hace una demostración del uso de la anestesia en la medicina.
      
William Thomas Green Morton nació el 9 de agosto de 1819  fue un dentista y médico estadounidense que demostró públicamente por primera vez el uso del éter inhalado como anestésico quirúrgico en 1846. 
      
William encontró trabajo como empleado, impresor y vendedor en Boston antes de ingresar al Baltimore College of Dental Surgery en 1840 (tenía 21 años).
      
En 1841, ganó notoriedad por desarrollar un nuevo proceso para soldar dientes postizos en placas de oro. En 1842, dejó la universidad después de graduarse  para estudiar en Hartford , Connecticut con el dentista Horace Wells , con quien Morton compartió una breve asociación. 
      
El 30 de septiembre de 1846, Morton realizó una extracción dental indolora después de administrar éter a un paciente. Después de leer un relato favorable de este evento en un periódico, el cirujano de Boston Henry Jacob Bigelow organizó una demostración ahora famosa de éter el 16 de octubre de 1846 en el quirófano del Hospital General de Massachusetts , o MGH. En esta demostración, John Collins Warren extirpó sin dolor un tumor del cuello de un tal Sr. Edward Gilbert Abbott . 
      
Como curiosidad comentar que la primera demostración pública exitosa de Morton sobre el éter como anestésico por inhalación fue un evento tan histórico y ampliamente publicitado que muchos lo consideran el «inventor y revelador» de la anestesia .
      
—————————————————————————————————-
– aplicando eter, el paciente queda dormido
– muy bien
– y podemos operar tranquilamente
– ooohh
– sin necesidad de sujetarlo
– oooohhh
– ¿alguna pregunta?
– ¡si!
– digame
– dice que el paciente queda dormido
– si, queda anestesiado
– y la operación puede durar mucho
– lo que dure
– entonces…. ¿y si se despierta en medio de la operación?
– tranquilo, para eso tengo un garrote que lo vuelve a dejar dormido
– ¡oh! Eso es muy bestia
– ¿usted cree?
– yo creo que si
– bueno, mirare como mejorar el garrote
– o cambiar el garrote
– ummmmm…. lo pensaré…
¿Que te ha parecido?

Deja un comentario